Venta de Carne Online - Carnicería Online

11 curiosidades sobre la carne de ternera

La carne de ternera forma parte de nuestra mesa y de nuestra cultura. La cocina española está llena de deliciosas elaboraciones que incluyen este tipo de carne. Hoy, en Enmerjosa, te traemos un listado con algunos datos y curiosidades muy interesantes sobre la carne de vacuno.

1. Valor nutricional de la carne de ternera

Por lo general, la carne de ternera es un alimento altamente nutritivo. No obstante, en función de la edad del animal, hay varias diferencias en lo que respecta a su aporte nutricional. En términos generales, la carne de vacuno contiene proteínas de alta calidad, hierro y vitaminas del grupo B (B12), además de fósforo, zinc, yodo, selenio y manganeso.

2. Tipos de carne de vacuno

Existen distintos tipos de carne de ternera, lo que resulta de gran utilidad a la hora de cocinarlas. Los tipos de carne se clasifican normalmente en ternera, cuando el animal tiene entre 8 y 12 meses de edad; añojo, cuando tiene entre 12 y 24 meses; y vaca y vacuno mayor, cuando tienen edades superiores a 24 meses.

La carne de lechal, procedente de animales de menos de un año, es la más tierna, ya que solamente ha sido alimentado con leche materna y no ha probado el pasto, lo que hace que su textura sea mucho más suave.

3. El corte de ternera más jugoso

El corte más jugoso de carne es el lomo alto, una carne limpia y sabrosa que se localiza en la parte de delante del lomo y que destaca por su magnífica jugosidad y por su infiltración de grasa. No obstante, la rabadilla también es un corte muy apreciado. Más duro, pero casi tan sabroso como el lomo alto y mucho más barato.

4. Grasa del vacuno

La carne de ternera es menos grasa que la de cerdo y cordero, por lo que se le llama carne magra, siendo la más saludable junto con la de conejo y pollo. Contiene menos de un 20% de materia grasa. Eso sí, dependiendo del corte, existen diferencias nutricionales. Por ejemplo, las chuletas tienen más grasa que el solomillo.

5. Conservación de la carne

La duración de la carne varía en función del tipo de preparación. Por ejemplo, los filetes pueden llegar a mantenerse en buenas condiciones entre 3 y 5 días si las colocamos en la parte más fría de la nevera. En cambio, la carne picada puede estar solamente 24 horas.

6. Reposar la carne antes de servirla

Es recomendable dejar reposar la carne antes de servirla, como mínimo un cuarto del tiempo que ha estado cocinándose. De esta forma, los jugos se retraen y permanecen dentro de la carne en lugar de en el plato.

7. Precio de la ternera

Los animales pastan al aire libre y, normalmente, el precio de la carne sube cuando hay momentos de sequía o épocas de lluvias escasas. Sin agua, hay menos pastos, por lo que los agricultores se ven obligados a comprar alimentos más caros para su ganado.

8. Cocción del filete de ternera

Los filetes más gruesos necesitan una cocción a menor temperatura que los filetes más finos. Si cocinas un filete más gordo a una temperatura muy elevada, lo que ocurrirá es que la parte de fuera se quemará antes de que el interior se haya cocinado lo suficiente.

9. Guarnición para la carne de ternera

El 30% de las veces que se prepara un filete de ternera este es acompañado con patata horneada. No obstante, si tenernos ganas de ir más allá de lo tradicional y probar otros sabores, debes saber que el pastel de patatas o la espinaca a la crema maridan muy bien.

10. Sazonar la carne para la barbacoa

No tienes que tener miedo a la hora de sazonar carne en la barbacoa, sobre todo cuando estás asando a la parrilla. Ten en cuenta que la mayor parte del condimento caerá a las brasas y siempre es mejor que tenga más sabor a que tenga poco.

Untar el exterior de la carne con sala ayuda a conseguir ese exterior chamuscado con un interior de textura muy jugosa, sellando todos los sabores como se hace en las churrasquerías. Para lo cual, es fundamental que marinemos la pieza con suficiente tiempo de antelación. Deja que la sal se asiente al menos unos 45 minutos para que la carne se selle y los jugos se mantengan dentro.

11. ¿Pinzas o tenedores?

Aunque lo habitual es usar tenedor para coger la carne, lo cierto es que lo más aconsejable es usar las pinzas, ya que al pincharla, la carne va perdiendo jugos y, en consecuencia, también gran parte de su sabor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre privacidad
Responsable: Enrique Sánchez Castellano, administrador delegado de Enmerjosa S.L. Finalidad: publicar tu comentario. Legitimación: por tu consentimiento expreso. Destinatarios: no se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. Derechos: tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, indicados en la información adicional. Más información: en nuestra política de privacidad.

10% Off !!

On all every first order

Join our newsletter

Subscribe to recieve latest update & offer!